Aló, al habla felino

Aló, al habla felinoImagínate que llamas a un amigo por teléfono, suena un par de veces y te atiende su gato, surrealista ¿verdad? pues mira el vídeo y entenderás porqué lo decimos… Ahora atiende, el día que aprenda a llamar que se prepare su dueño con la factura telefónica.